¿Qué es la prevención?

 

La prevención del cáncer es la acción que se toma para reducir la probabilidad de padecer de cáncer.  Además de los problemas físicos y el sufrimiento  emocional que causa el cáncer, los altos costos de la atención también representan una carga para los pacientes, sus familias y el público. Con la prevención, se reduce el número de casos nuevos de cáncer. Se espera que esto reduzca la carga de cáncer y disminuya el número de muertes por esta enfermedad.

El cáncer no es una enfermedad única, sino un grupo de enfermedades relacionadas. Muchas cosas en nuestros genes, nuestro estilo de vida y el medio ambiente que nos rodea aumentan o disminuyen el riesgo de presentar cáncer.

Los científicos estudian muchas maneras diferentes de ayudar a prevenir el cáncer, como las siguientes:

  • Formas de evitar o controlar cosas que se sabe que provocan cáncer.
  • Cambios en la alimentación y el estilo de vida.
  • Identificación temprana de afecciones precancerosas. Las afecciones precancerosas son afecciones que se pueden convertir en cáncer.
  • Quimioprevención (medicamentos para tratar una afección precancerosa o evitar que el cáncer aparezca).
  • Cirugía para disminuir los riesgos.

Carcinogenia

  • La carcinogenia es el proceso por el que las células normales se convierten en células cancerosas.
  • Durante la carcinogenia, se presentan cambios en los genes (mutaciones).

La carcinogenia es el proceso por el que las células normales se convierten en células cancerosas.

La carcinogenia es la serie de etapas que tienen lugar cuando una célula normal se vuelve cancerosa. Las células son las unidades más pequeñas del cuerpo y forman los tejidos del cuerpo. Cada célula contiene genes que guían la manera en que el cuerpo crece, se desarrolla y repara a sí mismo. Hay muchos genes que controlan si una célula vive o muere, se divide (multiplica) o adopta funciones especiales, como transformarse en una neurona o en una célula muscular.

Durante la carcinogenia, se presentan cambios en los genes (mutaciones).

Los cambios (mutaciones) en los genes pueden hacer que los controles normales en las células se descompongan. Cuando esto ocurre, las células no mueren cuando debieran y se producen células nuevas cuando el cuerpo no las necesita. La acumulación de células adicionales puede formar una masa (tumor).

Los tumores pueden ser benignos o malignos (cancerosos). Las células de tumores malignos invaden los tejidos cercanos y se diseminan a otras partes del cuerpo. Las células tumorales benignas no invaden los tejidos cercanos ni se diseminan.

Factores de riesgo

  • Factores que aumentan el riesgo de cáncer
    • Consumo de cigarrillos y tabaquismo
    • Infecciones
    • Radiación
    • Medicamentos inmunodepresores
  • Factores que pueden afectar el riesgo de cáncer
    • Alimentación
    • Alcohol
    • Actividad física
    • Obesidad
    • Diabetes
    • Factores ambientales de riesgo

Los científicos estudian los factores de riesgo y los factores de protección para encontrar maneras de evitar que se formen cánceres nuevos. Cualquier cosa que aumente la probabilidad de presentar cáncer se llama factor de riesgo de cáncer; cualquier cosa que disminuya la probabilidad de presentar cáncer se llama factor de protección contra el cáncer.

Algunos factores de riesgo de cáncer se pueden evitar, pero no es posible evitar muchos otros. Por ejemplo, tanto el tabaquismo como heredar ciertos genes son factores de riesgo para algunos tipos de cáncer, pero solo se puede evitar el tabaquismo. Los factores de riesgo que una persona puede controlar se llaman factores de riesgo modificables.

Muchos otros factores en el medio ambiente, la alimentación y el estilo de vida pueden causar o prevenir el cáncer. En este sumario se analizan solo los principales factores de riesgo de cáncer y los factores de protección que se pueden controlar o modificar para disminuir el riesgo de cáncer. Los factores de riesgo que no se describen en el sumario incluyen ciertos comportamientos sexuales, el uso de estrógeno, y la exposición a ciertas sustancias en el trabajo o a determinadas sustancias químicas.

 

Factores que aumentan el riesgo de cáncer

Consumo de cigarrillos y tabaquismo

El tabaquismo se vincula fuertemente con un aumento de riesgo de muchos tipos de cáncer. El consumo de cigarrillos es la causa principal de los siguientes tipos de cáncer:

  • Leucemia mielógena aguda (LMA).
  • Cáncer de vejiga.
  • Cáncer de esófago.
  • Cáncer de riñón.
  • Cáncer de pulmón.
  • Cáncer de la cavidad oral.
  • Cáncer de páncreas.
  • Cáncer de estómago.

No fumar o abandonar el hábito de fumar disminuye el riesgo de contraer cáncer y morir por este. Los científicos consideran que el consumo de cigarrillos provoca casi 30 % de todas las muertes por cáncer en los Estados Unidos.

Para obtener más información,

 

Infecciones

Ciertos virus y bacterias pueden causar cáncer. Los virus y otras sustancias que causan infecciones provocan más casos de cáncer en el mundo en desarrollo (casi 1 caso de cáncer cada 4 casos) que en las naciones desarrolladas (menos de 1 caso de cáncer cada 10 casos). Ejemplos de virus y bacterias cancerosos son los siguientes:

Ya se elaboraron dos vacunas para prevenir la infección por sustancias cancerosas y fueron aprobadas por la Administración de Alimentos y Medicamentos de los Estados Unidos(FDA). Una es una vacuna para prevenir la infección por el virus de la hepatitis B. La otra protege contra la infección por cepas del virus del papiloma humano (VPH) que causan cáncer de cuello uterino.

 

Las siguientes son las diferentes formas de prevenir el cáncer que están en estudio:

  • Cambiar el estilo de vida o los hábitos de alimentación.
  • Evitar las cosas que se sabe que causan cáncer.
  • Tomar medicinas para tratar una afección precancerosa o para evitar que comience el cáncer
 

 

Información general sobre el cáncer de cavidad oral y orofaringe

El cáncer de la cavidad oral y el cáncer de orofaringe son enfermedades por las que se forman células malignas (cáncer) en la boca o en la garganta. La mayoría de los cánceres de cavidad oral y orofaringe comienzan en las células escamosas (células planas y delgadas) que cubren la cavidad oral y la orofaringe. El cáncer que se forma en las células escamosas se llama carcinoma de células escamosas.

El cáncer de la cavidad oral se forma en cualquier tejido de la cavidad oral:

El cáncer de orofaringe se forma en cualquiera de los siguientes tejidos de la orofaringe:

  • La parte media de la faringe (garganta), detrás de la boca.
  • El tercio posterior de la lengua.
  • El paladar blando (la parte blanda posterior del techo de la boca).
  • Las paredes laterales y posteriores de la garganta.
  • Las amígdalas.

 

 

Las lesiones se pueden formar en las membranas mucosas de la cavidad oral y la orofaringe. Estas lesiones son las siguientes:

  • Leucoplasia (un parche blanco anormal de células).
  • Eritroplaquia (un parche rojo anormal de células).
  • Eritroplasia (un crecimiento rojo anormal de células).

Aunque es poco frecuente, estas lesiones se pueden convertir en cáncer.

Los hombres son dos veces más propensos que las mujeres a presentar cáncer de cavidad oral o de orofaringe y a morir por este.

Prevención del cáncer de cavidad oral y orofaringe

  • Evitar los factores de riesgo y aumentar los factores de protección pueden ayudar a prevenir el cáncer.
  • Los siguientes son los factores de riesgo de cáncer de cavidad oral y orofaringe:
    • Consumo de tabaco
    • Consumo de alcohol
    • Consumo de tabaco y alcohol
    • Consumo de betel masticable o gutka
    • Antecedentes personales de cáncer en la cabeza y el cuello
  • El siguiente es un factor de riesgo para el cáncer de orofaringe:
    • Infección por virus de papiloma humano (VPH)
  • El siguiente es un factor de protección de cáncer de cavidad oral y orofaringe:
    • Dejar de fumar
  • No está claro si evitar ciertos factores de riesgo disminuye el riesgo de cáncer de cavidad oral y orofaringe.
  • Los ensayos clínicos de prevención del cáncer tienen como objetivo estudiar maneras de prevenir esta enfermedad.
  • Hay nuevas maneras de prevenir el cáncer de cavidad oral y orofaringe que se estudian en ensayos clínicos.

Los siguientes son los factores de riesgo de cáncer de cavidad oral y orofaringe:

Consumo de tabaco

El consumo de tabaco es la causa más común de cáncer de cavidad oral y orofaringe. El riesgo de estos cánceres es de 5 a 10 veces más alto en los fumadores activos en comparación con quienes nunca han fumado.

El consumo de todos los tipos de tabaco, como los cigarrillos, las pipas, los cigarros y el tabaco sin humo (rapé y tabaco para mascar) puede producir cáncer de cavidad oral y orofaringe. Para los fumadores de cigarrillos, el riesgo de cáncer de cavidad oral y orofaringe aumenta con el número de cigarrillos consumidos por día.

Consumo de alcohol

El consumo de alcohol también es un factor de riesgo importante del cáncer de cavidad oral y orofaringe.

El riesgo de cáncer de cavidad oral y orofaringe aumenta con el número de bebidas alcohólicas por día. El riesgo de cáncer de cavidad oral y orofaringe es casi el doble en las personas que consumen de 3 a 4 bebidas alcohólicas por día, y es cinco veces mayor en las personas que consumen cinco o más bebidas alcohólicas por día en comparación con quienes no consumen alcohol.

Consumo de tabaco y alcohol

El riesgo de cáncer de cavidad oral y orofaringe es 2 a 3 veces más alto en las personas que consumen tabaco y alcohol que en las que consumen tabaco o alcohol solos. El riesgo de cáncer de cavidad oral y orofaringe es casi 35 veces mayor en las personas que fuman dos o más cajetillas de cigarrillos por día y que consumen más de cuatro bebidas alcohólicas por día en comparación con las personas que nunca han fumado ni bebido alcohol.

Consumo de betel masticable o gutka

Se mostró que consumir el betel masticable o gutka (betel masticable mezclado con tabaco) aumenta el riesgo de cáncer de cavidad oral y orofaringe. El betel masticable contiene nuez de areca, sustancia que produce cáncer. El riesgo de cáncer de cavidad oral y orofaringe aumenta según el tiempo y la frecuencia del consumo de betel masticable o de gutka. El riesgo de cáncer de cavidad oral y orofaringe es más alto cuando se mastica gutka que cuando se mastica la preparación de betel sola. Es común que se mastique betel y gutka en muchos países del sur y sureste de Asia, como China e India.

Antecedentes personales de cáncer en la cabeza y el cuello

Los antecedentes personales de cáncer en la cabeza y el cuello aumentan el riesgo de cáncer de cavidad oral y orofaringe.

El siguiente es un factor de riesgo para el cáncer de orofaringe:

Infección por virus de papiloma humano (VPH)

La infección por ciertos tipos de VPH, especialmente VPH 16, aumenta el riesgo de cáncer de orofaringe. La infección por VPH se transmite principalmente a través de contacto sexual.

El riesgo de cáncer de orofaringe es 15 veces más alto en las personas con infección oral por VPH 16 en comparación con las personas sin esta infección.

El siguiente es un factor de protección de cáncer de cavidad oral y orofaringe:

Dejar de fumar

Se ha mostrado en estudios que cuando las personas dejan de fumar cigarrillos, el riesgo de cáncer de cavidad oral y orofaringe disminuye a la mitad (50%) en 5 años. En 20 años de haber dejado de fumar, su riesgo de cáncer de cavidad oral y orofaringe es el mismo que el de quienes nunca han fumado cigarrillos.

No está claro si evitar ciertos factores de riesgo disminuye el riesgo de cáncer de cavidad oral y orofaringe.

No se ha comprobado que dejar de consumir alcohol disminuirá el riesgo de cáncer de cavidad oral y orofaringe.

Recibir una vacuna contra el VPH disminuye mucho el riesgo de infección oral por VPH. Todavía no se sabe si recibir una vacuna contra el VPH en cualquier edad disminuirá el riesgo de cáncer de orofaringe causado por la infección de VPH.